DIE INTERJEKTION ODER AUSRUFEWORT

Las interjecciones

© Justo Fernández López


Duerme, negrito

(canción de cuna cubana)

 

Duerme, duerme, negrito,

que tu madre está en el campo, negrito.

Te va a traer codornices para ti.

Te va a traer rica fruta para ti.

Te va a traer carne de cerdo para ti.

Y si negro no se duerme

viene el diablo blanco y ¡zas!

le corta la patita chica, pum,

chica, pum, chica, pum, chica, pum.

·

Ay, ay, ay,

(canción chilena)

 

Asómate a la ventana, ay, ay, ay,

paloma del alma mía.

¿Por qué en tu pecho de piedra

tú no quieres darle abrigo?

¿Por qué en tu pecho de piedra,ay, ay, ay,

tú no quieres darle abrigo?

Ay, ay, ay. [3x]

Soñé que la nieve ardía, ay, ay, ay;

soñé que el fuego se helaba.

Y por soñar imposibles,

soñé que tú me querías,

y por soñar imposibles, ay, ay, ay,

soñé que tú me querías.

Si alguna vez en tu pecho, ay, ay, ay,

mi cariño no lo abrigas.

Engáñalo como a un niño,

pero nunca se lo digas,

engáñalo como a un niño, ay, ay, ay,

pero nunca se lo digas.    

Ay, ay, ay, ay, ay ...

·

 

El beso de la casada

(cueca mendocina)

 

Ay, el beso, el beso de una soltera,

ay, no es como, no es como el de una casada.

Ay, porque la, porque la mujer con dueño,

ay, tiene la, tiene la boca salada.

Ay, el beso, el beso de una casa.

Las solteritas tienen, ay, ay, ay, miles de amores;

son de la boca dulce, ay, ay, ay, como alfajoles;

besa, besa soltera, ay, ay, ay, de otra manera.

Ay, me besó, me besó una solterita,

ay, con sus be, con sus besos me endulcé.

Ay, eran co, eran como agua bendita,

ay, y por es, y por eso me casé,

ay, y sala, y salado me quedé.

De Pinogasta vengo, ay, ay, ay, no traigo nada;

sólo traigo los besos, ay, ay, ay, de una salada.

Besa, besa, donosa, ay, ay, ay, la más hermosa.

·

Cucurrucucú, paloma

 (canción huazteca -México)

 

Dicen que por las noches no más se le iban en puro llorar,

cuentan que no dormía no más se le iba en puro tomar,

juran que el mismo cielo se estremecía al oír su llanto.

¡Cómo sufrió por ella que hasta en la muerte la fue llamando!

Ay, ay, ay, cantaba.

Ay, ay, ay, gemía.

Ay, ay, ay, lloraba,

de pasión mortal moría.

Que una paloma triste muy de mañana le fue a cantar

a una casita blanca toda abiertita de par en par.

Juran que esa paloma no era otra cosa más que su alma

que todavía la espera a que regresa la desdichada.

Cucurrucucú, paloma,

ay, ay, ay, no llores.

Las piedras jamás, paloma,

qué van a saber de amores.

Cucurrucucú, ay, ay, ay, ay, ay,

cucurrucucú, palomo ya no la llores.

 


Ejemplos españoles

 

[1]

En Madrid yo no se puede vivir por la inseguridad ciudadana. ¿Que si hay ahora más carteristas que antes? ¡Huy! Pero si están en todos los sitios. Hoy no se puede salir con dinero a la calle. 

[2]

-¿En qué se diferenci una persona que se tira de un séptimo piso, de la que se tira de un primero?

 

-En que la del séptimo hace: „¡Ah, ah, ah, pum!“  Y la del primero: „¡Pum, ah, ah, ah!“

[3]

Hachi controló el balón en el centro del campo, alzó la vista, vio al portero adelantado y ¡zas! clavó el balón en la red desde 48 metros. ¡Asombroso!

[4]

¡Adiós, mi dinero!

[5]

¡Adiós al aburrimiento: la Liga de fútbol ha comenzado!

[6]

¡Miau, qué buena pinta tiene ese pastel!

[7]

Tenía que haber llegado hace tiempo. ¡Qué raro que no haya venido todavía!

[8]

Si no lo quieres hacer, pues no lo hagas. A mí me importa un rábano.

[9]

¡Ajá, te pillé!

[10]

-Mira para que funcione tienes que apretar primero este botón.

-¡Ajá, así es como va!

[11]

¡Hala, cuánto bebes!

[12]

¡Hala, que llegas tarde!

[13]

El niño no paraba de chillar, pero cuando saqué los caramelos, hale hop, paró en seco.

[14]

‘Amén’ fue lo único que contestó cuando le aseguraron que todo se arreglaría.

[15]

¡Anda, te compraste un nuevo coche!

[16]

¡Anda, no sabía que te habías casado!

[17]

No sé que le pasa hoy a este caballo.  ¡Arre, caballo!

[18]

¡Arrea, me he olvidado las llaves del coche en casa!

[19]

¡Arriba España y arriba la República Argentina!

[20]

¡Atiza, mira qué coche se ha comprado la vecina! ¿De dónde habrá sacado el dinero ésa tía? Porque trabajar no trabaja, no da golpe en todo el día.

[21]

¡Atiza, se me estropeó el coche! Espero que se pueda reparar todavía.

[22]

¡Atiza, se me ha roto el pantalón! ¿Dónde me cambio yo ahora?

[23]

¡Aúpa, levántate, que tienes que ir a la escuela y ya es tarde!

[24]

¡Ay de ti, como se lo digas a mi marido!

[25]

¡Ay, me di un golpe en la cabeza! ¡Estas puertas tan bajas!

[26]

¡Ay de los vencidos!

[27]

-Es una película fenomenal, tenéis que verla.

-¡Bah, yo ya la vi y es un rollo impresionante!

[28]

-Dicen que nos van a subir el sueldo a los funcionarios de correos.

-¡Bah, eso es mentira!  Ya lo dijeron tantas veces y no lo cumplieron.

[29]

-¡Ven aquí ahora mismo!

-¡Ca, de eso nada!

[30]

Ven aquí, calamidad, que no sabes ni vestirte solo.

[31]

Es una calamidad, no acabas de sentar cabeza.

[32]

¡Caracoles, qué coche te has comprado! Y luego decías que no tenías dinero.

[33]

Lo he invité varias veces y no vino. ¡Qué carajo, si no quiere tener contacto con nosotros, pues podemos prescindir de su amistad. ¡Al carajo con él!

[34]

¡Carajo, cuánto dinero me han dado hoy!

[35]

¡Caramba, por fin apareció el hijo pródigo! ¿Qué te trae por casa de tus padres?

[36]

Yo aquí no trabajo más. Qué caramba, me estoy matando para que otros vivan de mi trabajo. ¡De eso nada! ¡Se acabó!

[37]

-¿Cuánto cuesta el kilo de langosta?

-Unas seis mil pesetas.

-¡Caray, qué caro! Ni aunque tuvieran dentro un collar de perlas naturales.

[38]

¡Cáspita, se me ha pinchado la rueda del coche!

[39]

¡Cáspita, con la hora que es aún no ha llegado! Vamos a cenar muy tarde hoy.

[40]

¡Ché! ¿A qué hora nos vamos entonces a encontrar?

[41]

¡Ché, atiende, que no te enteras!

[42]

¡Ché, me has entendido mal! Yo no quería decir eso. Escúchame bien.

[43]

¡Mecachis, se me ha olvidado comprar pan! Bueno, comeremos galletas.

[44]

Oye, che, ¿qué hubo de aquello que comentamos la semana pasada?

[46]

Che, a mí no me pidas explicaciones porque eso no es asunto mío. Eso lo lleva Luis.

[47]

Me dieron a mí y el puesto y no a ti, a pesar de todos tus intentos de quitármelo por todos los medios. ¡Chincha!

[48]

Te gané y con granventaja.  ¡Chúpate ésa!

[49]

No quisiste asociarte a nosotros y ahora quieres participar en las ganancias. ¡Fastídiate, por pasarte de listo!

[50]

¡Chis, se oyen pasos en el pasillo! Alguien ha entrado por la ventana.

[51]

¡Chis!, usted, la del abrigo nego, que se le ha caído el monedero.

[52]

¡Chis!, la señora del sombrero, que se le cayó el guante.

[53]

De eso me he enterado yo antes que tú, que siempre lo sabes todo. ¡Chúpate esa!

[54]

Siempre me toca a mí, cojones, tener que hacer estos trabajos sucios, cojones.

[55]

Pero, cojones, ¿qué te pasa a ti hoy que no das una, cojones?

[56]

Pero, joder, ¿qué le pasa, joder, a este tío, joder, que no da una, joder?

[57]

¡Joder, qué mal conduces! Conduce tú mujer mucho mejor que tú.

[58]

¡Joder, no digas bobadas! Tú ya sabes que eso no es así, ya te lo dije tantas veces.

[59]

¡Vaya regalo que le has hecho, joder!

[60]

¡Joder, qué coche más despampanante se ha comprado la vecina!

[61]

Chinchín, y que cumplas muchos años más.

[62]

Vamos a brindar por nuestro gran amigo y torero El Melenas. ¡Chinchín!

[63]

¡Coño, qué susto me has dado!

[64]

¡Córcholis, me he vuelto a pinchar con la aguja!

[65]

¡Demonios, me olvidé las llaves de casa en la oficina!

[66]

El otro día me encontré con ..., ejem, disimula que acaba de entrar por la puerta.

[67]

¡Vaya coña tener que salir a estas horas con esta tormenta!

[68]

¡Ea, levantaos que van a dar las doce del mediodía!

[69]

¡Hola!, ¿cómo te va?

[70]

¡Huy, casi me caigo!

[71]

¿Tan tarde y no ha llegado todavía? ¡Huy, qué raro!

[72]

¡Hurra, nos vamos al campo!

[73]

¡Jo, qué rabia no poder ir al concierto hoy!

[74]

¡Jo, menudo sitio has elegido para construirte la casa!

[75]

¡Jobar, qué daño me has hecho!

[76]

¡Jobar, vaya coche que te has echado!

[77]

¡Jolín, ya he vuelto a perder las llaves del coche!

[78]

¡Jolines, qué día llevo hoy de trabajo!

[79]

¡Jopé, qué casa tienes!

[80]

¡Jopé, yo no sabía nada!

[81]

¡Joroba, este no es el regalo que yo me esperaba!

[82]

¡Joroba, qué bien te queda ese vestido!

[83]

-¿Cómo voy a tu casa?

-Mira, tomas el metro en Argüelles hasta la Puerta del Sol, luego coges la línea de Cuatro Caminos. En Cuatro Caminos coges el autobús a Alcobendas ...

-¡Qué lío!  Mejor vienes tú a mi casa. Yo vivo en la Ciudad Universitaria.

[84]

Oye, macho, ¿cuándo me vas a presentar a ésa gachí de que hablabas?

[85]

Toma, macho, eso es para tu cumpleaños.

[86]

La fiesta estaba animadísima.No veas, macho, le mujerío que allí había. Lo pasamos cañón. [un madrileño el lunes]

[87]

¡Mierda, he vuelto a equivocarme!

[88]

¡Narices, me he quemado la mano!

[89]

¡Narices, yo eso no lo hago!

[90]

¡Oh, qué vestido más bonito!

[91]

¡Oh, qué regalo más bonito, no me lo esperaba!

[92]

¡Oh, perdona, no te había visto!

[93]

Se casaron la semana pasada, ¡ojalá sean felices!

[94]

¡Ojalá sea verdad!

[95]

¡Ojalá hubiera sido como tú dices!

[96]

¡Ojalá me tocara la lotería una vez para comprarme una casa en Galicia!

[97]

¡Ojalá llueva mañana! No tengo ganas de ir con los niños de excursión.

[98]

¡Adiós, mi capital!

[99]

¡Ojo, mancha!

[100]

¡Ojo, recién pintado!

[101]

¡Ojo con meterte conmigo o lo lamentarás!

[102]

¡Ojo con no comprar nada esta semana! La que viene va a haber rebajas.

[102]

¡Ole, qué bien canta mi niña!

[103]

¡Olé, torero, así se torea!

[104]

¡Olé, morena, te mueves igual que las olas y llevas en tus venas el embrujo de España!

[105]

¡Ostras, mira quién viene por ahí! ¡Ostras, qué vergüenza!

[106]

¡Ostras, qué faena me has hecho!

[107]

Oye, rico, ¿pero tú qué te has creído? Oye, tú aquí te callas.

[108]

¡Pardiez, esos bellacos pagarán cara su afrenta!

[109]

¡Puf, cómo huele aquí a pescado frito!

[110]

¡Puf, cómo apesta aquí a bacalao!

[111]

¡Me cago en tu puta madre! Me vas a conocer.

[112]

¡Hijo de puta! ¿Qué te has creído que eres tú aquí?

[113]

¡Vete a hacer puñetas y deja de molestar!

[114]

El negocio se fue a hacer puñetas y él se arruinó.

[115]

Yo no tendría tanta paciencia con él, lo mandaría enseguida a hacer puñetas.

[116]

¡Quita, hombre, no digas tonterías! ¿Quién te va a creer todo eso?

[117]

¡Rediez, me han vuelto a engañar!

[118]

¡Rediós, me he vuelto a equivocar otra vez!

[119]

¡Uf, qué calor más agobiante!

[120]

¡Gilipollas! ¿Cómo pudiste pagar tanto por esa basura?

[121]

¡Vaya con el niño, cómo llora!

[122]

¡Vaya, ya me he vuelto a equivocar!

[123]

¡Vaya cochazo que te has comprado!

[124]

¡Menuda vergüenza que pasamos con él!

[125]

¡Menudo coche te has comprado, macho!

[126]

¡Venga, daros prisa, que llegamos tarde!

[127]

¡Venga, que es para hoy!

[128]

¡Venga vino!

[129]

¡Venga esa carta!

[130]

¡Venga esa mano!

[131]

Cuando le dijeron la noticia, no veas cómo se puso de furioso.

[132]

Esperemos a que se duerma el niño y ¡zas! nos largamos al cine.

[133]

-Tenemos problemas con el hijo. Ya sabes, la pubertad. -¡Ya!

[134]

-Este fin de semana vamos a la ópera.

-¡Ya, como que voy a ir contigo! Ya sabes que odio la ópera.

[135]

-El género está de moda. Le habrán pedido las memorias.

-Quita de ahí, hombre. Me han hablado de ellas, pero yo no soy capaz de tomármelo en serio.

[136]

La madre le decía al bebé: „¡Ajo, ajo!“

[137]

En su campaña electoral, el PNV ha sido discreto en sus críticas al PSUE y al PP. Aznar y González han quedado fuera del „pim, pam, pum“ de la campaña electoral del PNV para asegurarse que las puertas quedan abiertas a una posible colaboración postelectoral.

[138]

Los recuerdos, a la par que aportan detalles brillantes y curiosos -como la visita de Sara Montiel a Ramón  en la prisión mexicana, en compañía de su novio comunista, Juan Plaza; o el ‘Bah’ con que Caridad y Ramón acogieron en Moscú la lectura de La segunda muerte de Ramón Mercarder, de Jorge Semprún- dejan imensas zonas en penumbra.

[139]

Estoy sumamente alarmado. Mi vecino, a quien ocasionalmente saludo, me espetó ayer la siguiente parrafada: „Le ruego a usted aPstenerse de tranNsgredir en medio de la oPscuridad mis predios, o de lo contrario ordenaré a mis canes su eKsterminio“. Ahí va, me dije de inmediato, el habla de los esbirros, copia fiel de la escritura culterana de sus amos, ha permeado la cabeza del pobre hombre.

[140]

Se equivoca usted de medio a medio; ¡pifia!

[141]

¡Ahí va! ¡Te has cortado el pelo!

[142]

-¿Quién ha llegado?

-Es don Eugenio.

-¡Ah!, que pase enseguida.

[143]

¿Has venido solo? ¡Ah! Pero yo esperaba que trajeras a tu mujer.

[144]

-¿Qué es eso?

-Es para no resbalar cuando te tiras a la piscina.

-¡Ajá! Una cosa así quisiera yo para la mía también, siempre me doy cada trompazo cuando me tiro al agua.

[145]

¿Te has casado? ¡Ajajajá! Eso era lo que te tenías tú tan callado. Ya me parecía que algún secreto guardabas tú.

[146]

-El jefe de ventas se marchó de la empresa y nos dejó un cacao de cuentas ...

-Era de temer, ¡ay!, era de temer.

[147]

-Yo me moriré antes que tú.

-¡Bah!, no digas bobadas.

[148]

-Tú tienes mucho dinero.

-¡Bah! No tanto como tú.

[149]

-Mi mujer anda siempre de curandero en curandero por lo de la jaqueca.

-Pues la mía ... ¡Bah, hah, bah! ... ¿con qué perro o gato de la villa habrá dejado mi mujer de celebrar consulta?

[150]

-¿De aquí no podremos ver el Parque del Retiro?

-No. ¡Ca! Eso queda muy lejos.

[151]

-¡No se lo irás a contar a tu mujer!

-No. ¡Ca! Que luego se lo cuenta a la tuya y entonces lo sabe todo el mundo.

[152]

¡Chist! ... Ahí viene la Presley, mira con el rabillo del ojo y con mucho tiento.

[153]

¡Ea, basta de guasas! El que se quiera reír que vaya al teatro.

[154]

Hace frío en esta ciudad, ¿eh? ¿Qué te decía yo? En España también hace tanto frío o más que Europa central.

[155]

-Alcánzame el teléfono.

-¿Eh?

-Que me des el teléfono, ¿estás sordo?

[155]

¡Eeeh! Usted, no se cuele que nosotros llevamos más tiempo esperando aquí que usted. Póngase en la cola si hace el favor.

[156]

Esta es tu hermana, ¿eh? Cómo os parecéis, se os ve a la legua que sois hermanos. Bueno, yo diría, si no hermanos por lo menos primos.

[157]

¡Fuuuh! ¡Qué de gente hoy! No nos dejan ni respirar.

[158]

¿Te gustan los puros habanos? ¡Hale! Fúmate éste y verás lo que es un buen puro habano.

[159]

¡Hola! ¿Vas hacia la uni? ¿Me puedes llevar en el coche?

[160]

¡Hola! Aquí tenemos a nuestro nuevo colega. Vamos a tomarle un poco el pelo.

[161]

-¿Verdad que eres cristiano de los buenos?

-¡Huy! Too lo que se pue ser, pare. [Todo lo que se puede ser, padre].

[162]

¡Oh, Eulalia, si supieses qué feliz me haces con este regalo!

[163]

Estuvimos buscando por toda la ciudad y no encontramos lo que queríamos. Fuimos al Rastro y, ¡oh sorpresa!, en el primer puesto lo vimos.

[164]

¡Olé! Así se baila por bulerías. Eso es bailar y no sólo mover el esqueleto.

[165]

¡Olé, mi niña, con qué salero anda!

[166]

¡Olé, torero, eso es torear!

[167]

-¿Te falta mucho para terminar? -¡Psche ..., regular!

[168]

-Tómate esta medicina, es un buen reconstituyente.

-¡Reconstituyente! ¡Puah!, vino de viejas.

[169]

-España ha dejado de ser católica.

-¡Quiá. hombre, quiá! España fue, es y será siempre católica.

[170]

-Pregúntale si te quiere.

-¿Pa que me diga que no? ¡Quiá! Eso no lo soportaría. Vivo mejor con la incertidumbre que con la verdad.

[171]

¡Uf, qué humo! ¿De dónde viene tanto humo? Hay un incendio.

[172]

¡Uff, qué susto nos hemos llevado!

[173]

-¿No sabes jugar a la brisca? Mira ...

-¡Uy, qué divertido es esto, pero qué divertido!

[174]

¡Cuidado con esa ola! ¡Cataplum, te pilló!

[175]

Se tiró del trampolín a la piscina y ¡plaf !.., se calló de barriga al agua.

[176]

Le dije ese piropo que se dice en Madrid: „¡Eso es cuerpo y no lo que deja la colitis!“ Y, ¡pum!, se volvió y me dio un sombrillazo con toda.

[177]

Cuando estaba en lo más divertido del sueño, rin rin, sonó el timbre y se encendió la luz del jardín. Desperté despavorido.

[178]

Mi novia vivía entonces en Segovia. Yo estaba haciendo el servicio militar en Carabanchel, y en cuanto se tercia, ¡zas!, me plantaba en Segovia a ver a mi novia. Tengo comido allí cada asado de cordero que para chuparse los dedos.

[179]

-Íbamos por la llanura y de repente nos salió una serpiente cascabel. Entonces saqué el machete y ¡zas! le corté la cabeza de un tajo.

-Eso no te lo crees ni tú.

-A ti no se te pueden contar aventuras, tú eres un miedoso que nunca sale de casa.

[180]

Pasaban por la noche con un cadáver al lado de un cuartel. El soldado de guardia, al oírlos, gritó: ¡Alto! ¿Quién vive? Y ellos respondieron: ¡Un muerto!

[181]

-¡Anda éste! ¿A dónde irá con esa máscara el miércoles de ceniza? No se habrá ido aún a la cama desde el martes de carnaval.

-Anda, pues estará tan borracho que no se ha enterado que ya se acabó el carnaval. O lo hace en señal de protesta contra algo.

[182]

¡Arrea, que llegamos tarde!

[183]

¡Arrea, ya son las doce y yo aquí de palique con la comida sin hacer!

[184]

¡Ay Dios, hijo mío, qué pesado eres! ¿No sabes hablar un poco más despacio?

[185]

-¡Qué vestidos más estrafalarios!

-¡Quite usted, por Dios, si son monísimos y muy graciosos!

-Parecen vestidos para espantapájaros.

[186]

¡Diablos, no doy terminado este trabajo!

[187]

-El Gobierno ha aprobado la nueva ley de regulación del tráfico.

-¡Hombre, gracias a Dios que han aprobado algo!

[188]

-México tiene una deuda exterior de más de cien mil millones de dólares.

-¡Jesús, qué barbaridad! Esa es una cantidad que uno no se puede imaginar.

[189]

Yo soy de los que les gusta hablar claro.Yo al pan, pan y al vino, vino ... ¡qué porra! No me gustan los políticos que hoy dicen así y mañana asao.

[190]

Al ver a la policía echamos a correr. ¿Veis estas patas? ¡Recristo!, os digo que volaban.

[190]

Parece que está cambiando el tiempo. ¡Sopla y qué airecillo tan fresco me ha dado en la cara de repente!

[191]

-Ya sé que es una injusticia lo que han hecho conmigo, pero ¿qué quieres que haga?

-¡Toma! Pues por lo menos protestar y no quedarte así como si nada hubiera pasado. Así van a creer que tienen razón y que tú aceptas todo.

[192]

-Tengo que darte una noticia: me voy a casar.

-¿Con quién?

-Pues, ¿con quién va a ser? Contigo, vamos.

-¡Vaya susto que me has dado! ¡Caramba! Creí que habías cambiado de idea.

[193]

-¡Ahí va, an detenido a Mario Conde por lo de Banesto!

-¡No me digas! ¿Dónde lo pone?

-Mira, lee.

[194]

¡Vamos, no te hagas el remolón! Decídete de una vez.

[195]

-A mí me gustaría mucho asistir contigo a esa fiesta.

-¡Ah, vamos, lo que tú quieres es presumir y no tanto estar conmigo!

[196]

¡Venga, muchachos, al ataque!

[197]

-¡Qué rosas más bonitas! ¡Canario, cómo pinchan!

-¡Hombre, no hay rosas sin espinas!

[198]

-¡Qué cuesta tan pendiente! ¡Canastos, y cómo corre el coche! A ver si vamos a perder los frenos y ¡plaf! nos estrellamos contra un árbol.

-¡Jesús, no me metas miedo que ya estoy temblando!

[199]

¡Zambomba, cómo se estrelló esa ola!

[200]

¡Zambomba, vaya coche que te has comprado!

[201]

-Señora, cómpreme naranjas, están fresquitas y son baratitas.

-Y ¿a cómo las vendes, chico?

-A doscientas el kilo, señora.

-No, son muy caras, si no haces una rabaja ...

-No, señora, sino no gano nada. ¡Arre burro!

[202]

¡Caracho!, lo que usted sabe, amigo Apolonio. ¿Dónde estudió usted tanto?

[203]

¡Carape! ¡Pues menudo fanático está hecho el alcalde!

[204]

-No le digas nada porque se va del club.

 

-No, caray, eso, no. Si se marcha ahora quedamos sin goleador en el equipo.

[205]

Ahora se puede comprar droga en todas partes y pincharse por los parques. La libertad no es eso, cojondrios, no es eso.

[206]

Ya estoy cansado de aguantarte, ¡concho! 

[207]

¡Mecachis en la mar, si te cojo me vas a conocer!

[208]

¡Rediezla! ...¿Qué es eso que rebulle en esos matorrales?

[209]

Ras, ras, ras, ras. Y la mesa parecía quejarse como un ser sano al que cortan inútilmente las piernas.

[210]

Tú aquí no pintas nada. ¿Quién te ha dado a ti vela para este entierro? Conque ... ¡fuera! ... Nada de alego ... ¡Hale, lárgate!

[211]

-Te has portado como un héroe.

-¡Bah!

-¿Por qué bah? Te has portado muy valientemente.

[212]

¡Caray con el niño! ¡Cuántos chismes sabe! Seguro que de oírselos a su madre.

[213]

Miguel y Elina se van a separar. ¡Con lo que se querían!

[214]

El hijo se les marchó de casa y no saben dónde está. ¡Con lo que ellos se sacrificaron por él para que estudiara!

[215]

-¡Jo, jo, jo! ¡Cómo lo estoy pasando jodiendo a los del piso de abajo con mi trompeta! Ellos también me despiertan todas las mañanas con la radio alta.

-Pues como suba el vecino con lo rabioso que es ... ¡Huy, la que se va a armar!

[216]

¡Vaya, qué lata, se me ha roto el forro de la chaqueta ahora que iba a salir!

[217]

¡Vaya, vaya! Así que te vas a casar mañana. ¡Qué callado te lo tenías!

[218]

Eso yo no lo hago, que lo haga Rita.

[219]

Yo a esa reunión no voy, que vaya Rita.

[220]

El viajero que iba enfrente de Gabriel se despojó del abrigo y se empinó para colocarlo encima del equipaje.

-¡Uff! -resopló -. Aquí dentro empieza a hacer calorazo.

 


Forma una frase a la que corresponda

la reacción de la derecha

 

 

 

Alegría

¡ah!

¡ay!

¡oh!

¡hola!

¡viva!

Dolor

¡ah!

¡ay!

¡oh!

huy!

 

Rechazo

¡anda!

¡anda ya!

¡anda y vete!

¡bah!

 

 

Agresión

¡caramba!

¡eh!

¡fuera !

¡puf!

¡quita (ya)!

¡uf!

¡vete (ya)!

Admiración

¡ah!

¡fíjate!

Incredulidad

¡no me digas!

 

Sospecha

¡bueno!

¡hombre!

¡caramba!

 

Disgusto

¡caramba!

¡caray!

¡diablo!

¡diantre!

¡hombre!

 

 

 

Animando

¡anda!

¡ánimo!

¡así se hace!

¡bien!

¡bravo!

¡dale!

¡ea!

¡olé!

¡qué bien!

 

Resignación

¡bueno!

¡menos mal!

¡vaya!

 

Duda

¡qué va!

¡quiá!

¡no puede ser!

 


Übersetze 

 

[1]

Lesiak lieferte sich ein heißes Duell gegen Dubajic. Nur einmal hatte der Stürmer die Nase vorn - und schon war es geschehen, Dubajic erzielte den Ausgleich zum 2:2.

[2]

Ach, du heiliges Kanonenrohr! So was kommt leider oft und öfter vor.

[3]

Damals haben wir viel Spaß miteinander gehabt. Was haben wir nicht alles angestellt.

[4]

Gegen die Südstadt-Maus hat Tirol nie verloren. Doch Achtung! Die Maus hat Zähne bekommen.

[5]

Ich will nur, dass in keiner Schule mehr als ein Drittel der Kinder einer Klasse eine andere Muttersprache hat. Außerdem ist das nicht nur meine Forderung. Die ÖVP-Steiermark hat die Forderung erhoben, dass in den Schulen ein Ausländeranteil von 20 Prozent nicht überschritten werden sollte. Na bitte!

[6]

Ei, wie nett (schön)!  Steigt das Büblein auf den Baum, ei, so hoch, man sieht es kaum. Ei, da lacht   es, hui, da kracht es, plumps, da liegt es unten!  Oho (ei), so schnell  geht das nicht!

[7]

Mit einem Hui sauste er davon.

[8]

Ei, wie nett (schön)!  Steigt das Büblein auf den Baum, ei, so hoch, man sieht es kaum. Ei, da lacht es, hui, da kracht es, plumps, da liegt es unten! Oho (ei), so schnell  geht das nicht!

[9]

Husch, husch! war das Häschen verschwunden! 

[10]

Die Mühle klappert: Klipp, klapp!

[11]

Du willst es allein machen? Na bitte!

[12]

Bim, bam, bum! läuten die Glocken!

[13]

Ei, wie nett (schön)!  Steigt das Büblein auf den Baum, ei, so hoch, man sieht es kaum. Ei, da lacht es, hui, da kracht es, plumps, da liegt es unten! Oho (ei), so schnell  geht das nicht!

[14]

Ei, wie nett (schön)! Steigt das Büblein auf den Baum, ei, so hoch, man sieht es kaum. Ei, da lacht es, hui, da kracht es, plumps, da liegt es unten! Oho (ei), so schnell  geht das nicht!

[15]

Klein, aber oho! 

[16]

Gütiger Himmel, was ist denn das!

[17]

Weh dem, der lügt!

[18]

-Schicken Sie bitte den Abteilungsleiter zu mir.

-Er ist heute nicht gekommen.

-Nanu!

[19]

Hoppla, jetzt komme ich!

[20]

Ach, komm laß es!

[21]

Dirigent Marthé: „Wir machen Musik für Menschen.“ Leise Nebenfrage: „No na. Für wen denn sonst?“

[22]

Ich warne vor Terminhysterie bei den EU-Verhandlungen, dass man nicht zitternd auf den Stundenanzeiger am 10. März blickt und sagt: Huch, jetzt ist es vorüber!

[23]

Zu Hilfe! Ich ertrinke!

[24]

Du meine Güte! Wo gehst in so einer Aufmachung hin!

[25]

-Wenn du dein Geld hier investierst, kannst du es in einem Jahr verdoppeln.

 

-Was du nicht sagst!

[26]

Ha, Schurke, jetzt habe ich dich!

[27]

Die „Krone“-Redakteure hatten vier Tage in Juni in Bukarest verbracht, um die Prostituierten zu finden. (Jeannée als Zeuge: „Wir hatten nur nach der einen vom Ettmayer gesucht - und bumsti! finden wir eine zweite vom Elmecker auch noch.“)

[28]

In den alten, den schlechten Zeiten zerschnitt der deutsche Mensch einfach Zeitungen in ordentliche Rechtecke und stapelte sie neben der Kloschüssel, auch die FAZ (hihi!), leider wohl auch die Zeitung [Die Zeit] (seufz!). Wie viele weiträumige Kunstbetrachtungen, wie viele feinfühlige Rezensionen fanden so ein elendes Ende am Arsch des Lesers, ach! [DIE ZEIT Nr. 10, 3.März 1995]